sábado, 7 de febrero de 2009

OTRA MEGAREPRESA EN COLOMBIA - SOGAMOSO

Cordial Saludo.

Reciban saludos de las campesinas y campesinos de las comunidadades del Sogamoso ubicadas en la cuenca del río Chucurí municipios de Betulia y San Vicente de Chucurí y en igual medida de todas aquellas personas que se han unido a este proceso en todo el departamento de Santander Colombia.

El significado y el sentido de nuestro territorio lo entendemos de formas muy diversas, por lo que ahí hemos visto crecer nuestros hijos, los cultivos de cacao, café, frutales y nuestro proceso como comunidad y muchas otras relaciones de solidaridad, intercambio, culturales y familiares. Somos una vereda conformada por cuatro comunidades y somos una parte de la historia de este territorio el cual hoy no vemos avocados a defender ante la amenaza que se cierne con el Megaproyecto “HIDROELÉCTRICO SOGAMOSO” dirigido por la empresa ISAGEN (ver documento de 1-utilidad pública, ministerio y documento 2-Concejo Municipal de San Vicnete de Chucurí)
Reconocemos que no es fácil sobrellevar las exigencias de un buen trabajo de resistencia y por ello queremos por medio de este pequeño escrito, buscar la solidaridad de muchos otros compañeros y compañeras en el mundo que quieran compartir con nosotros una voz de aliento, análisis sobre este tipo de problemáticas, documentos y cualquier acción que contribuya a que nuestros derechos como comunidad campesina no sean violados y que nuestros ríos sigan siendo para la vida y no para la muerte.
Nuestra única exigencia es que se respeten nuestros derechos como comunidades campesinas y que se respete nuestro patrimonio ambiental tanto de la serranía de la Paz como el río Sogamoso y el río Chucurí por parte de ISAGEN y quienes esten involucrados en ellos.


Río Sogamoso HIDROSOGAMOSO ¿UNA AMENAZA SOCIAL Y AMBIENTAL?

¿Realmente como habitantes del Magdalena Medio entendemos todo el impacto potencial de Hidrosogamoso?
Los grandes proyectos de generación hidroeléctrica siguen ocupando un lugar primordial en la agenda de los gobiernos y bancas de crédito. Gran parte de los desplazados por represas que han tenido que sumarse a los planes de reasentamiento no han mejorado su calidad de vida, ni mejorado su situación económica; por otra parte, los que no han sido tenidos en cuenta para estos planes han sufrido impactos similares, o han tenido que migrar a las ciudades a acrecentar los cordones de miseria.

El Proyecto Hidroeléctrico Sogamoso está localizado en el noreste del país, en el Departamento de Santander, en el Cañón donde el Río Sogamoso cruza la Serranía de la Paz, 75 km aguas arriba de su desembocadura en el Río Magdalena, y 62 km aguas debajo de la confluencia de los ríos Suárez y Chicamocha.

Consiste en la construcción de un embalse para represar las aguas del Río Sogamoso. En total, 4.800 millones de metros cúbicos de agua serían represados en un área inundada a nivel máximo de 6.960 hectáreas. El proyecto aportaría 800 megavatios al Sistema Interconectado Nacional y una energía media de 4.661 Gigavatios por hora al año. Actualmente se actualiza el estudio de impacto ambiental, con el fin de modificar la Licencia Ambiental, otorgada en mayo de 2002, mediante la Resolución 0476 del Ministerio del Ambiente.

Se estima que para poner en marcha la presa se requerirá relocalizar a una población de 900 personas que viven en el área de influencia del proyecto. Además, 40 kilómetros de carreteras, 20 kilómetros de líneas de transmisión y 11 kilómetros del Poliducto Galán. Adicionalmente, se necesitará reubicar 7 kilómetros de vías de acceso.

CONFLICTOS E IMPACTOS AMBIENTALES DE LAS HIDROELÉCTRICAS

Hay un gran temor en cuanto a la transparencia e idoneidad con el real impacto de los megaproyectos hidroeléctricos. Los beneficios directos que les brindan a los pueblos se reducen típicamente a cifras monetarias para la cuantificación económica, pero no se registran en términos humanos. El desarraigo no tiene precio.
Las políticas deben formularse de forma tal que contribuyan a reducir la vulnerabilidad de la comunidad y el gobierno debería considerar otras opciones para el suministro de agua y energía.

Conflictos

Las hidroeléctricas no son modelos de energía limpia. Al inundar y destruir miles de hectáreas vegetación nativa, las represas lanzan a la atmósfera toneladas de gases como el dióxido de carbono y el metano.

Esos gases son provenientes de la descomposición del material orgánico inundado. Científicos han alertado que grandes represas pueden tener mayor impacto climático por unidad de energía generada que la generación basada en combustibles fósiles, como las de carbón
No existe una trasparencia de los procesos.

No hay exploración de alternativas más seguras desde el punto de vista ambiental
Es limitada la valoración de los impactos ecológicos, sociales, económicos y políticos
No se implementan procesos participativos para la aprobación del proyecto por parte de los habitantes del lugar
No hay un compromiso con la protección del ecosistema
No hay garantía de la protección sanitaria local.
Es limitada la inclusión de los costos ecológicos y sociales en las previsiones económicas del proyecto.

Principales impactos:

Pérdida de la biodiversidad biológica, como fauna silvestre y bosque nativo
Disminución de presupuesto para las administraciones locales
Alteración en vías de comunicación e incrementando costos de transporte.
Disminución de calidad de vida y autogestión por desplazamiento de la población.
Aparición o incremento de problemas sociales: desplazamiento, prostitución, madre-solterismo, drogadicción, agresión y violencia, entre otros
Presencia o incremento del problema de la salud (Leishmaniasis, entre otros)
Empobrecimiento de la dieta alimentaria
Pérdida del espacio para la recreación y el disfrute del paisaje
Disminución o pérdida de aguas para el consumo humano y animal
Pérdida de humedales, quebradas y ríos significativos para la región

REFLEXIÓN

Teniendo en cuenta que Hidrosogamoso es el único macroproyecto de generación hidráulica en el oriente colombiano, es de vital importancia y obligatoria necesidad, que la comunidad santandereana, especialmente la ubicada en el área de influencia de la gran represa, conozca de primera mano los antecedentes y los impactos de las grandes represas en los países. En este momento el proyecto se encuentra en un proceso de socialización por parte de ISAGEN con las comunidades afectadas en los municipios de Betulia, Zapatoca y San Vicente de Chucurí.

El área total de influencia de Hidrosogamoso es tres veces más el área inundada. Es decir, el área total que pasa a ser propiedad de la empresa privada es de veintiún mil cuatrocientas diecisiete (21.417) hectáreas, las cuales serán destinadas a la ejecución de las obras del Proyecto, área de protección ecológica alrededor del embalse, franja de protección de predios localizados en el sector alto de los sitios La Leal, Filo de la Paz y La Chafarota, zonas inestables aledañas a la zona de protección y fuera de esta, zona de sedimentación en la cola del embalse y áreas para el reasentamiento de familias.
Por tanto la mayoría de nuestros ancestrales tierras cambiarán de propietario y de uso; la economía, el uso del suelo, los vecinos serán otros. ¿Estamos preparados para todo un gran cambio? Adiós a los buenos pastos y suelos del valle del río Chucurí, no más caña, cacao, plátano, yuca, maíz y frutales, porque los peces hacen rato se ahogaron.


Hoy en día ¿es viable el proyecto?

¿Se justifica inundar un valle tan fértil como el del río Chucuri, reubicar a cientos de familias que ancestralmente han generado arraigo en la zona?

¿Cuál sería la vida útil?

¿Si serán cincuenta años?

Todo a cambio ¿de qué?

¿Será que la comunidad se beneficia realmente?

¿Será que preferimos el beneficio eco turístico?

¿Estamos preparados para vivir un cambio radical a futuro de nuestra economía, cultura e idiosincrasia de todo un colectivo histórico de más de un siglo de esfuerzos y luchas?

Mas informacion en:

http://www.veredasogamoso.blogspot.com

Contacto:

veredasogamoso@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada